Renfe supera los 36 millones de pasajeros en alta velocidad

FUENTE: EXPANSION

AVE y altas prestaciones. La compañía ultima nuevos pedidos de trenes y locomotoras ante el alza de la demanda.

“Renfe se ha formateado”, aseguró ayer su director general de Operaciones, Francisco Minayo, durante las jornadas organizadas por EXPANSIÓN. El alto cargo del operador público se refería al esfuerzo realizado por la empresa en ajuste de costes y nuevas inversiones encaminadas a prepararse para el gran desafío de la competencia en 2020. La compañía afronta los próximos dos años antes de la ruptura del monopolio en plenitud de facultades en el ambito del transporte de viajeros. Ayer, Renfe hizo balance de traficos de 2017, con un crecimiento muy relevante en el trasporte de alta velocidad y de altas prestaciones (AVE, Alvia y Avant).

En concreto, los trenes AVE de Renfe transportaron 21,1 millones de viajeros el año pasado, lo que supone un crecimiento del 3,7% y alcanzar un nuevo máximo histórico. El AVE encadena cinco años consecutivos de crecimientos desde 2013, ejercicio en el que comenzaron las campañas comerciales más agresivas de la compañía, con descuentos que, en algunos casos, llegan hasta el 70% sobre la tarifa general. El grupo público quiere dar una vuelta de tuerca a esta estrategia con el lanzamiento de su segunda marca EVA, que inaugurará en febrero del año que viene con precios medios un 25% más bajos que los actuales.

Además de esta estrategia comercial, el crecimiento del AVE viene impulsado por el aumento de la movilidad, el incremento del turismo y la continua puesta en marcha de nuevas líneas de alta velocidad.

El Avant, el servicio de trenes media distancia (regional) que también se presta por líneas de alta velocidad, transportó 7,68 millones de pasajeros en 2017, un 5,1% más. El AVE y el Avant, los dos servicios que Renfe presta por líneas de alta velocidad, sumaron 28,8 millones de pasajeros y crecieron un 4,1%.

Los trenes Alvia que durante su recorrido circulan combinando vías AVE con las líneas convencionales, registraron 6,7 millones de viajeros el pasado año. Se trata de más de la mitad de los 11,8 millones de usuarios con que cerraron los trenes de Larga Distancia de la operadora. Los trenes AVE, Avant y Alvia fueron elegidos por 36,5 millones de pasajeros, un 3,9% más que un año antes, lo que supone que han ganado 1,4 millones de nuevos usuarios. El tráfico en alta velocidad solo representa el 7,5% del total de 487,9 millones de pasajeros que Renfe transportó en todos sus distintos tipos de trenes durante el año 2017, un 3,5% más que un año antes.

La compañía no dió ayer más detalles sobre los procesos de compra de nuevo material rodante. Desde Renfe, indicaron que están en contacto con los suministradores y con el gestor para determinar el mejor modelo de compra de locomotaras para mercancías. Hay que determinar si van a ser híbridas o electricas, entre otros factores”, dijo ayer Minayo.

Adif reconoce que tendrá que realizar más inversión en estaciones para la liberalización

En el evento, el secretario general de Infraestructuras, Manuel Niño, habló con prudencia sobre la apertura de los servicios de cercanías y media distancia a operadores distintos a Renfe. De momento, Fomento tiene que firmar el nuevo contrato programa con la empresa pública para realizar la obligación de servicio público (cercanías y media distancia). Renfe podría seguir operando estos servicios hasta 2024 y conseguir una prórroga máxima adicional de otros trece años.

La directora general de Estrategia de Adif, Adelaida Careaga, remarcó la necesidad de más inversiones en estaciones del AVE para atender a los nuevos competidores.

Cercanías

Renfe seguirá prestando el servicio de cercanías y media distancia a medio plazo. Aunque la UE impide la adjudicación directa a partir de 2024, Fomento podría determinar en 2023 prorrogar el mandato con su empresa 13 años más.